8 maneras de trabajar menos y ganar más

Para muchos, trabajar independientemente es una forma de recuperar el tiempo y vivir con menos estrés.

Sí, muchos freelancers desean ganar más dinero de lo ganan hoy, pero es verdad que el dinero no es siempre la principal motivación. La mayoría de los profesionales independientes que conozco solo quieren disfrutar y controlar sus propias vidas.

Ahí es donde estaba a principios del 2017. Quería duplicar mi tarifa por hora, con el propósito principal de tener más tiempo libre. A lo largo del año probé diferentes técnicas y estrategias para poder trabajar menos y ganar más.

Algunas estrategias funcionaron. Algunas no lo. Pero, al final del año, dupliqué mi tarifa por hora y trabajé menos de tiempo parcial (o sea 20 horas por semana).

Yo también soy a menudo escéptica de los titulares que prometen algo un poco extraño. Como, por ejemplo, el titular de este artículo. Confía en mí sin embargo. Si te tomas un poco de tiempo, puede ser que logres terminar ahorrando mucho tiempo durante este 2018.

Y así es como quiero comenzar: haciendo algo extraordinariamente importante, como hacer un pequeño inventario de tu tiempo y cómo lo “gastas” durante tu semana de trabajo. A veces nos acostumbramos a hacer cosas y no prestamos atención a lo que realmente estamos haciendo.

Nos levantamos, salimos de la cama, nos vestimos, cepillamos los dientes, vas en el coche, ir a trabajar, hacer el trabajo, volver a casa, cenar, relajarse y repetir. Una y otra vez.

¿Has visto alguna vez la película Groundhog Day ? El personaje principal, interpretado por Bill Murray, revive el mismo día una y otra vez. Al principio, ve estas mismas 24 horas como algo para soportar, algo para superar. Pero luego hace algo que mejora su vida de manera inconmensurable. Comienza a ver su día como una oportunidad para aprender algo nuevo y hacer una diferencia en la vida de los demás.

Es una lección que puede cambiar tu vida. Cada día es realmente una nueva oportunidad para aprender de nuestros errores, usar lo que aprendemos y vivir una vida más plena. Cada día nos da la oportunidad de ser mejores que ayer.

work less

Antes de continuar, deja que esta lección te invada un poco. Pregúntate si realmente estás apreciando cada día. Cuanto más aprendas a apreciar cada día por tu potencial y tu valor, más valorarás tu tiempo. Y cuanto más valores tu tiempo, más harás con él.

Lección 1: aprende a valorar el potencial que te brinda cada día.

¿Cómo estás pasando tu día? Literalmente, anota qué tareas te están llenando tu día de trabajo. Se honesto. Incluye todo: mensajes de texto, revisar Facebook, tomar descansos, navegar por Internet.

Ahora, pregúntate esto: ¿qué elementos de esta lista te hacen ganar dinero?

Lección 2: arroja lo inútil y aprende a identificar y amar lo útil.

Henry Ford dijo una vez: “Mi observación ha sido que la mayoría de la gente sale adelante durante el tiempo que otros desperdician”.

Cuando aprendes a enfocarte en aquellas acciones que verdaderamente te producen ingresos, te convertirás en una de esas personas que salen adelante durante el tiempo que otros desperdician.

Muchos coaches o mentores hablan sobre priorizar. Quieren que etiquetes lo que es importante, lo que es urgente. Supongo que todo está bien. Pero mis clientes no tienen que priorizar si se mantienen enfocados en lo que aporta el dinero.

Llámalo urgente, llámalo importante. ¡No me importa cómo lo llames mientras lo hagas!

A continuación, debes identificar cuándo estás en tu mejor momento. ¿Eres una persona de mañana, tarde o noche? Esa fue una pregunta fácil, ¿no? Sabes automáticamente cuándo te sientes más productivo y más creativo. Es importante saber esto porque para obtener lo que necesitas hacer, debes tener ganas de hacerlo. Yo soy de “mañana”

Lección 3: comprende cual es tu momento más productivo del día, y programa tus tareas para ganar dinero durante ese tiempo.

¿Ves? Eso no fue tan malo, ¿verdad? Y es elegantemente simple, también. Aprecia el tiempo, invierte en lo que te produce ingresos y realízalo cuando estés dispuesto a hacerlo.

Como dice el viejo proverbio: “¿Por qué matar el tiempo cuando puedes emplearlo?”

trabaja menos y gana más

Si también deseas trabajar menos horas Y aumentar tu tarifa por hora, aquí te comparto 8 maneras para maximizar tus horas de trabajo …

1. Desarrolla mejores hábitos de trabajo.

Lo más importante que hice en el 2016 para trabajar menos y ganar más fue mejorar mis hábitos de trabajo. Solía ​​tener muchos malos,  como dormir poco, postergar hasta el último minuto e incluso dejaba de comer y descansar.

Me di cuenta de que las personas exitosas tienen hábitos exitosos. Si quería ser uno de ellos, necesitaba crear los hábitos correctos.

Levantarme temprano y planificar mis proyectos con anticipación probablemente fueron los hábitos más efectivos que desarrollé en el 2017 y parte de este 2018. ¡Esos dos hábitos por sí solos han llevado mi carrera al siguiente nivel!

Para obtener más “hábitos de éxito” recurrí al consejo de personas exitosas, como “Los 7 hábitos de personas altamente efectivas” de Steven Covey .

2. Crea un plan “maestro” con metas reales.

A principios del 2018, pensé que sabía lo que quería. Sin embargo, rápidamente quedó claro que mi plan maestro – y los objetivos – tenían problemas importantes:

  • Primero, no estaba segura de cómo mis objetivos encajarían en mi plan de vida.
  • En segundo lugar, los factores motivadores para lograr mis objetivos eran débiles.
  • Finalmente, no estaba segura de cómo llegar a mi objetivo. Estaba esencialmente agarrando paja.

No encontré una solución hasta que el año 2017 casi había terminado. Recogí una copia de “The Pledge ” de Michael Masterson. Me guió a través de la creación de mi plan maestro y me ayudó a descubrir que en realidad no había creado un objetivo. En cambio, estaba soñando cómo sería mi vida, pero no estaba tomando las acciones correctas.

La diferencia entre un objetivo y un sueño

Un objetivo requiere acción de tu parte, mientras que un sueño es fantasía. Un sueño es algo que puede hacerse realidad sin que levantes un dedo. Tus objetivos requerirán un trabajo duro.

Y ¿Qué me dices de ti? ¿Cuál es tu plan maestro? ¿Dónde quieres estar en 3 años? ¿Qué tal en 7 años? Si no los sabes ahora, te recomiendo que tomes papel y lápiz (o más bien tu teclado) y empieces a escribir.

3. Divide tus grandes tareas en trozos manejables.

La Mona Lisa no fue pintada en unas pocas horas. Los mayores logros toman tiempo. Y de acuerdo con Wikipedia, tomó más de 3 siglos construir la mayoría de la Gran Muralla de China. ¡Habla sobre dividir el trabajo en trozos manejables!

Este fue otro truco que trabajé para corregir en el 2018. Me llevó mucho trabajo y perseverancia lograr mis objetivos, pero eso si te digo, que los grandes objetivos a veces son desalentadores. Cuando trataba de mirar el panorama general, me era difícil ver qué debía hacer.

Es por eso que es necesario dividir tus grandes tareas y objetivos en trozos manejables para trabajar de manera eficiente. ¡Mira este artículo sobre cómo hacer y priorizar tus tareas en listas de tareas pendientes!

make more

4. Respeta tu tiempo de trabajo.

Como profesional independiente, tener la capacidad de trabajar cuando quiero es genial. Pero, en el 2016, no me apegué a un horario real … y la mayoría de las veces no me sentía motivada para trabajar.

Descubrí que si deseaba hacer mi trabajo rápidamente, necesitaba un horario de trabajo. Y, debía mantenerlo. Esto te asegura que pongas tu trasero en la silla cuando sea el momento de trabajar. Y, también lo proteges de las postergaciones, la resistencia y la culpa.

Incluso si tienes un trabajo de tiempo completo y solo puedes programar unas horas al día para trabajar, al menos programa algo, y mantenlo. Durante tu “tiempo de trabajo”, concéntrate en un proyecto de cliente o algo que te genere ingresos directamente.

No pierdas tu tiempo de trabajo navegando en Facebook o respondiendo correos electrónicos.

Además, descubrí que cuando comienzas a respetar tu tiempo de trabajo, las personas que te rodean comienzan a respetarlo. Esto significa menos distracciones y una mejor administración del tiempo, lo que te permite lograr más en menos tiempo.

5. Saber lo que estás haciendo antes de comenzar.

¿Cuántos días te tropiezas con tu oficina, te sientas en tu computadora y te miras? ¿Estás perdido completamente sin saber qué hacer primero?

No te preocupes, no estás solo. Solía ​​hacer eso varios días a la semana.

Entonces me di cuenta de que necesitaba planear mi día antes de que comenzara el día. Ahora, al final de cada día, miro mi agenda y el plan del día siguiente. Saber lo que tengo que hacer cuando me levanto por la mañana me inspira para empezar y completar mi trabajo más rápido.

Y, en algunos días excepcionales, cuando me he olvidado de crear mi lista de tareas el día anterior, pierdo mucho tiempo respondiendo correos electrónicos y comentarios en las redes sociales.

6. Trabaja cuando estés trabajando.

Este debería ser “pan comido”, pero a la vida le encanta obsequiarnos distracciones y engañarnos para que pensemos que las distracciones son importantes y urgentes.

Para evitar que las distracciones se hagan cargo de tu día de trabajo, enfréntalos. Cuando se aparezca una distracción, escríbela en tu lista de tareas pendientes. Luego, vuelve a lo que estabas haciendo.

No pierdas el foco, ni cambies a una nueva tarea, hasta que hayas completado tu lista del día. Luego, maneja esas distracciones o prográmalas para otro día.

tomato timer

7. ¿Cuánto tiempo te lleva completar tus tareas?

Realmente no me gusta controlar mi tiempo. Pero, he descubierto que al hacerlo aumento mi productividad para que pueda trabajar menos y ganar más.

Además, saber cuánto tiempo me dedico a ciertas tareas me permite proponer mejores tarifas de proyectos y programar proyectos con precisión.

Aquí hay un ejemplo: supongamos que gastas una gran parte de tu tiempo de facturación. Tal vez no lo sabías, hasta que comenzaste a rastrear tu tiempo. Pero ahora te das cuenta de cuánto tiempo estás tomando y que la facturación no es una de sus habilidades más fuertes.

Para ahorrar tiempo, trabajar menos y ganar más, puedes externalizar tu facturación o implementar algunos sistemas para ayudarte. Por otro lado, si no haces un seguimiento de tu tiempo, tendrías una vaga idea, en el mejor de los casos, de cuánto tiempo (y dinero) te cuesta la facturación.

Existen muchas aplicaciones online, teléfono inteligente y tableta para rastrear el tiempo, como esta , pero no permitas que la tecnología te frene. Puedes rastrear tu tiempo con solo un bolígrafo y un pedazo de papel.

8. Mantén fresco tu “por qué” en la mente.

Al establecer objetivos, siempre pregúntate: “¿Por qué?”

¿Por qué quieres ser un profesional independiente? ¿Es libertad financiera? … ¿Una casa nueva? … ¿seguridad para tu familia? 

No importa cuál sea tu objetivo, conocer tus motivos te mantendrá motivado durante los reveses y te ayudará a superar cualquier temor que puedas tener a lo largo del camino.

Si eres como yo y necesitas que te lo recuerden, considera poner imágenes de tus objetivos en tu área de trabajo. Por ejemplo, tengo fotos de la casa de mis sueños como fondo de mi computadora y salvapantallas.

Los 8 consejos anteriores no son “secretos” para que trabajes menos y gane más. Son hábitos de trabajo sólidos que, si decides adoptarlos, te devolverán el tiempo y te ayudarán a vivir con menos estrés independiente.

Sin mencionar que ganarás más dinero en una fracción del tiempo.

¡Tu turno! ¿He dejado algo fuera? ¿Cuáles son sus consejos para trabajar de manera más eficiente? Me encantaría escuchar sobre ellos  …

La mejor de las suertes para ti … ¡Ahora, ponte a trabajar!

Busca tu mentor

Nana González

Soy un adicta a la innovación y empresaria con la misión de difundir el pensamiento creativo. He trabajado como consultor de branding, marketing e innovación durante más de 20 años, asociándome con algunas de las compañías más grandes del mundo para ayudar a reinventar sus marcas, dar forma a sus líneas de innovación y sacudir la cultura de su empresa.

Deja un comentario

Cerrar menú
×

Carrito